fbpx

Estilo de Dieta y Mortalidad en Diabéticos

 

Hoy en día la dieta juega un rol fundamental en muchas enfermedades. Cada vez se estudia más acerca de que nutrientes previenen o favorecen diferentes tipos de enfermedades. Jingjing Jiao y colaboradores diseñaron este estudio con el objetivo de buscar la asociación entre dietas ricas en ácidos grasos con mortalidad por enfermedad cardiovascular en pacientes con diabetes tipo II. Para ello, diseñaron un estudio de cohorte prospectivo y longitudinal llevado a cabo por profesionales en Estados Unidos que incluyó 11264 profesionales de la salud diabéticos tipo II. Se evaluó la ingesta de grasas en la dieta mediantes cuestionarios validados de frecuencia alimentarias y los mismos se actualizaban cada dos o cuatro años. 

El punto final primario del estudio fue la mortalidad total y la mortalidad cardiovascular en el seguimiento. 

En cuanto a los resultados, durante 11 años de seguimiento medio se registraron 2502 muertes de las cuales 646 fueron muertes de causa cardiovascular. Luego de la realización del estudio multivariado, la ingesta de ácidos grasos poliinsaturados (sigla en inglés PUFAs) se asoció a una menor mortalidad cardiovascular en comparación con hidratos de carbono. El HR para PUFAs totales, comparando el cuartilo mayor con el menor fue de 0.76 (IC 95%: 0.58-0.99, p=0,03) para grasas con omega 3 el HR fue de 0.69 (IC95%: 0.52-0.90), para ácido alfa linoleico  1.13 (IC95%:0.85-1.51) y para ácido linoléico 0.75 (IC95%:0.56-1.01).

En cuanto a mortalidad total, la ingesta de PUFAs totales, de omega tres y de acido linoleico también la dismunuyó, mientras que los ácidos grasos monoinsaturados de origen animal se asociaron a mayor mortalidad total.  En cuanto a mortalidad por cáncer el consumo de omega 3 en el cuartilo superior redujo el riesgo en un 28%. Los PUFAs están presentes en pescados, nueces y semillas. 

Cuando se evaluaron modelos téoricos de los efectos de sustituir grasas por PUFAs se obervaron los mismos beneficios: al reemplazar el 2% de la energia isocalórica de acidos grasos saturados por PUFAs totales o ácido linoléico se disminuyó la mortalidad cardiovascular en un 13 y 15 % respectivamente. A su vez, este reemplazo disminuyó la mortalidad total en un 12%.

Como conclusiones:

  • Mayor ingesta de ácidos grasos poliinsaturados (PUFAs), omega 3 y ácido linoleico se asocia a menor mortalidad cardiovascular y mortalidad por todas las causas. 
  • Las grasas monoinsaturadas de fuente animal aumentan la mortalidad por todas las causas. 
  • Gran importancia adquiere la CALIDAD de la grasa en la dieta, sobre todo en pacientes diabéticos, que pueden prolongar la sobrevida ingiriendo PUFAs,  omega 3 y acido linoleico. 

Dejamos el link al artículo completo:https://www.bmj.com/content/bmj/366/bmj.l4009.full.pdf

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

EnglishPortugueseSpanish
Scroll Up